Nuestra Historia y Nuestro Nombre

Nuestra Historia
En Marzo de 2005, un grupo de estudiantes de la universidad de Yale viajaron a Batey Libertad por un viaje de servicio y aprendizaje de una semana. Al regresar a los Estados Unidos, los estudiantes formaron Yspaniola, una organización estudiantil de Yale enfocado en fomentando las relaciones entre estudiantes de Yale y la isla de Hispaniola, además de apoyar a la comunidad de Batey Libertad. Durante sus primeros años como una organización estudiantil, Yspaniola recaudó fondos para proyectos de desarrollo comunitario, incluyendo la construcción de un centro de mujeres, y también colaboró con un grupos locales de mujeres para hacer y vender artesanías como velas y joyería.

En 2009, los estudiantes y ex alumnos de Yale involucrados con Yspaniola como grupo estudiantil incorporaron a Yspaniola como una organización sin fines de lucro 501(c)(3) para apoyar a Batey Libertad de una manera más estructurada y sostenible. Con esta transición, Yspaniola comenzó una conversación continua con miembros de la comunidad, organizaciones sin fines de lucro, investigadores, académicos, y otros para determinar cómo la organización podía servir a las comunidades marginadas de dominicanos y haitianos como Batey Libertad. Esas conversaciones condujeron a la conclusión que tener acceso a capital político y económico depende de tener acceso a una educación de alta calidad-- a través de la universidad-- para que residentes de Batey Libertad puedan graduarse de la universidad, buscar empleo fuera de trabajo agrícola no contratado, mantenerse a sí mismos y a sus familias, y abogar por su comunidad.

Con el apoyo de Batey Libertad, Yspaniola funç el Programa de Becas Universitarios en 2011 para ofrecer a estudiantes talentosos y motivados de la comunidad la oportunidad de proseguir una educación superior. En 2013, Yspaniola amplió sus programas educativos abriendo el Centro de Aprendizaje, que actualmente brinda clases que se enfocan en la alfabetización y en desarrollando el pensamiento crítico para más de 130 niños y niñas, quienes también reciben una merienda antes de sus clases. A medida que Yspaniola ha crecido, hemos ampliado nuestros otros programas también, albergando viajes de servicio y aprendizaje y pasantes de de docenas de liceos y universidades, además de lanzando un campamento de verano que brinda a los jóvenes de la comunidad con experiencias profesionales y entrenamientos para trabajar con niños y niñas. Esperamos continuar creciendo el base de nuestros programas y continuar trabajando con Batey Libertad para brindar más programas educativos, específicamente programas de preescolar, de liceo, y un programa de becas universitarios ampliado, en un futuro cercano.

Nuestro Nombre
Reflejando el origen de Yspaniola como organización estudiantil de Yale, nuestro nombre empezó como un deletreo alternativo de Hispaniola, la isla que la República Dominicana y Haití comparte, con una inflexión de Yale. Hoy en día, Yspaniola alberga viajes de servicio y aprendizaje de varias universidades diferentes, y su liderazgo, empleados, y voluntarios componen un grupo diverso y talentoso de dominicanos, haitianos, americanos, mexicanos y más. A medida que hemos crecido, la “Y” en nuestro nombre ha venido a representar mucho más que la universidad de Yale. A nosotros nos recuerda a la palabra “y” en español, una simple conjunción, pero que representa la cooperación y la colaboración, y el acercamiento de dominicanos y haitianos y otros con el objetivo común de mejorar vidas y comunidades a través de la educación.